miércoles, 28 de diciembre de 2011

Dios y la parapsicología

Me ha sucedido cuando menos dos veces: entablo una discusión sobre los fantasmas, la comunicación extrasensorial, los espíritus, y otros fenómenos 'para normales' (mi posición al respecto es muy escéptica, casi de negación total.) y lo extraño es que ante mi negativa reiterada a aceptar los argumentos de quienes están más dispuestos a creer en esos fenómenos, en las dos ocasiones me preguntan '¿crees en Dios?'  (me lo preguntan casi con aire triunfal, como si mi respuesta tuviera que ser sí, y en consecuencia debería aceptar la existencia de los fantasmas)  Mi respuesta en ambas ocasiones ha sido ¿qué tiene que hacer Dios aquí?


Me parece que este puede ser un buen lugar para tratar de entender qué tiene que ver Dios con la parapsicología.


Tal parece que negar la existencia de fantasmas y otros fenómenos parapsicológicos implicara negar la existencia de espíritus y en consecuencia, negar la existencia de Dios. Por otro lado, parece que aceptar la existencia de Dios implica aceptar la existencia de espíritus y, en consecuencia, de fantasmas y de comunicación extrasensorial. ¿Por qué?


Hay un concepto de Richard Dawkins, más biológico que (anti)religioso, que puede ayudar a entender la situación. El concepto de 'Memeplex' extrapolado del biológico  'geneplex' (no estoy seguro de lo correcto de esos términos) La cuestión es que en genética parecen existir grupos de genes que, aun siendo independientes, se refuerzan mutuamente y en consecuencia tienden a evolucionar de manera conjunta. Un ejemplo podría ser el gen, o genes, que producen la piel obscura con el gen, o genes, que producen el pelo muy rizado. Ambos proporcionan alguna ventaja para sobrevivir en África y aparecen o desparecen juntos. 


Al extrapolar de los genes a los memes, Dawkins aprovechó muchas ideas genéticas y las aplicó a los memes. Sugirió que así como hay 'complejos de genes' (geneplex) también hay 'complejos de memes' (memeplex): conjuntos de ideas (o costumbres o comportamientos) que tienden a reforzarse mutuamente y van juntos.


La asociación de Dios con los fantasmas y los fenómenos paranormales puede ser todo lo injustificado que se quiera en términos lógicos o teológicos pero parecen ser ideas que se refuerzan mutuamente; que forman un complejo que tiende a aparecer junto. Quien acepta una de esas ideas, probablemente acepte las otras; quien niegue una, probablemente niegue también las otras.


Yo diría que otras ideas que son parte de este 'complejo' son: 'hay realidades que la ciencia no puede alcanzar' y 'hay facultades humanas inexplicables'. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario